ES
|
CA
|
EN

Lesiones de tendón Supraespinoso, ¿qué es y cómo tratarlo?

En este blog vamos a hablar sobre el tendón supraespinoso, éste forma parte del conjunto de músculos y tendones del manguito rotador y ayuda a estabilizar, sujetar y mover la articulación del hombro. Además, suele ser el tendón que se lesiona con más frecuencia, ¿lo sabías?.

¿Qué es la tendinopatía del supraespinoso?

La tendinopatía del supraespinoso, hasta no hace mucho tiempo, se consideraba un proceso inflamatorio (tendinitis), pero las actuales investigaciones han confirmado que esta afectación se caracteriza por ser un proceso degenerativo (tendinosis), que en algunos casos puede ir asociado a una inflamación del paratendón (paratendinitis) o envoltura del tendón.

¿Cuáles son las causas de lesión de tendón supraespinoso?

Las causas de aparición de esta patología son multifactoriales. El origen común puede ser sufrir micro-traumatismos repetitivos que propicien una sobrecarga constante del tendón y un tiempo insuficiente de recuperación. Provocando así un proceso degenerativo tanto de las fibras de colágeno como de las propias células.

Esto pasa a menudo con los gestos repetitivos que se realizan sobre los 90º de elevación del brazo, momento en que el espacio subacromial (espacio por el que transcurren los tendones del manguito rotador, entre ellos el supraespinoso) disminuye y pone en riesgo a los tendones.

¿Cuál es el tratamiento para lograr una recuperación del tendón?

En ReSport nos marcamos dos objetivos principales: restablecer la biología y la biomecánica del tendón.

La técnica que utilizamos para tratar la lesión es la Electrólisis Ecoguiada (USGET). Se trata de una técnica mínimamente invasiva que consiste en la aplicación de una corriente galvánica de alta intensidad en los tejidos blandos a través de una aguja de acupuntura, esta provoca un proceso inflamatorio local que permitirá restablecer la biología del tendón y activar los mecanismos moleculares regenerativos.

Es importante que después del tratamiento de Electrólisis no se use hielo ni se tome antiinflamatorios al menos durante las primeras 48 horas.

De forma simultánea al tratamiento mediante Electrólisis, estructuramos un plan de rehabilitación de Trabajo Activo con nuestros preparadores físicos y readaptadores.

El trabajo activo que se propone de manera paralela a cualquiera de los tratamientos de carácter biológico tiene como objetivo principal el de restablecer la capacidad del tendón para tolerar las cargas a las que se verá sometido en el día a día. Para ello, se propone una progresión ordenada de carga (ejercicios) con especial hincapié en la acción muscular excéntrica, lo cual viene justificado por las siguientes adaptaciones producidas en el tendón:

  • Aumento del colágeno tipo I (Bueno) a nivel del tendón y disminución del colágeno tipo III (Cicatricial). Debido a estas tensiones excéntricas, se destruye ese colágeno cicatricial y se estimula la síntesis de colágeno tipo I dotando de una buena estructura y trasmisión de fuerza al tendón.
  • Aumento de la fuerza en las fibras de colágeno que forman el tendón.
  • Reorganización de las fibras de colágeno desorganizadas a causa de la lesión que se organizan de manera óptima para tolerar las altas cargas a las que se ve solicitado el tendón.
  • Aumento de la rigidez en el tejido sano y disminución del exceso de rigidez en el tejido enfermo.
  • Mejora en la capacidad del tendón para tolerar cargas.

En caso de no obtener los resultados que esperamos con este tratamiento, utilizamos el tratamiento biológico mediante Plasma Rico en Plaquetas (PRP*), que se conoce como Factores de Crecimiento.

El PRP, consiste en utilizar el potencial regenerativo que tenemos en nuestras plaquetas, las células que de forma natural tenemos en nuestro torrente sanguíneo. Mediante la extracción de sangre (como se realiza en una analítica rutinaria) y un procesado de laboratorio, el profesional sanitario obtiene un plasma propio del paciente (autólogo), con una concentración enorme de plaquetas (6-8 veces superior a la concentración normal).

Esta concentración se aplica a través de un proceso de infiltración ecoguiado, que permite aplicar el PRP en la localización exacta de la lesión. Con esta técnica se produce una hiperestimulación biológica favoreciendo la cicatrización, regeneración y curación del tejido dañado.

La aplicación de esta técnica (PRP), no se aplica si no está programada con un tratamiento complementario de Trabajo Activo.

Por último, es necesario aclarar que cada paciente es diferente y cada tratamiento se ajusta a las necesidades de la ocasión

¡Te esperamos en ReSport Clinic!

19 enero, 2021
AUTORES

Escrito por Dr. Ferran Abat (MD.PhD)

Contacto

Trabajamos para lograr que deportistas profesionales o amateur, se reincorporen rápidamente a la práctica deportiva tras una lesión por sobreúso o traumatismo.

Vuelve a disfrutar del deporte, pide información o reserva ya tu cita.




Este sitio está protegido por reCAPTCHA y la Política de privacidad y los Términos de servicio de Google se aplican.


PIDE TU CITA
Javascript